sábado, 1 de junio de 2013

Arreglar secador de pelo. Secador de pelo roto. Reparar resistencia de secador de pelo. Fix hairdryer. Broken hair dryer. Repair hairdryer resistance. Fixer un sèche-cheveux. Sèche-cheveux cassés. Réparation résistance de sèche-cheveux.



REPARACIÓN DE SECADOR

 


Amig@s: Este secador de pelo lleva muchos años en la familia… Ya lo tenía mi mujer años antes de casarnos y nunca nos dio ningún problema: un secador ligero y suficiente para las necesidades de la casa.  Y por su tamaño, también sirve como secador de viaje…


Pero un día, de repente, dejó de funcionar. No calentaba y ni siquiera se encendía el ventilador… Había muerto.


Vamos a abrirlo para ver si podemos hacerle algo o si realmente ha llegado la hora de comprar uno nuevo…


 

Tiene dos tornillos en la parte trasera del mango. 

A veces estos tornillos son de una cabeza “rara” en la que no encaja ninguno de nuestros destornilladores. Es lo que hacen muchos fabricantes que prefieren que sea su servicio técnico y no los usuarios lo que reparen los aparatos.


Pero en este caso hemos tenido suerte y con el destornillador de estrella de nuestra Leatherman Charge TTi podemos extraerlos. 

Por supuesto, podemos hacerlo con cualquier destornillador que tengamos en casa… pero me resulta más cómodo hacer uso de la Leatherman, que siempre tengo a mano, que sacar la pesada caja de herramientas, rebuscar en su interior repleto de utensilios y después volver a colocarla en su lugar.

 

Hay que actuar con cuidado. Algunos secadores tienen pestañas o adornos que impiden que se puedan abrir aún retirados los tornillos. 

En este caso, no tenemos problema siempre y cuando empecemos a abrir la parte del mango y terminemos por el cuerpo del secador. 

Si nunca habéis abierto vuestro secador, actuad con cautela, sin forzar nada.

Y, por supuesto…¡¡¡El secador desenchufado de la corriente!!! Hay que actuar con cabeza. Así evitaremos muchos accidentes; la mayoría, si no todos.

 

Vemos que la resistencia del interior está enfundada en una especie de tubo de cartón con un revestimiento similar al papel de aluminio. 

 

Pero basta tirar para extraer dicho tubo de cartón y ya vemos la resistencia al aire, enrollada en su soporte… Y con unas cuantas vueltas sueltas. 

 

Se ve que la resistencia se ha partido y eso hace que la electricidad no pueda correr a su través y tampoco pueda conectarse el ventilador. Vamos a tratar de repararlo.

Lo más importante que hemos de tener en cuenta es que hay que procurar que las vueltas del alambre de la resistencia no se toquen entre sí. 

 


Así que lo primero es volver a enrollar en espiral las vueltas que se han soltado siguiendo las ranuras del soporte y procurando tensar para evitar que con los movimientos se puedan tocar. 


Es normal que ahora queden algunas vueltas un poco más separadas y otras más juntas entre si. Lo importante es que tenga el alambre cierta tensión para que no se aproximen al mover el secador mientras se usa.

 
Y llegamos al meollo de la cuestión: puede suceder que la resistencia se haya partido en el punto donde se une al secador, lo que sería el contacto, o bien que se haya partido por un punto cualquiera.

 

En este caso, vemos que ocurre lo segundo: se ha partido cerca del extremo, pero nos queda un trozo de alambre aún unido al contacto.


Simplemente vamos a aproximar los extremos por donde se ha partido y con los alicates de la Leatherman los retorcemos un poco entre sí para que se queden fijos. 

No daremos todavía el apriete final… Primero hemos de dar un repaso a todo el alambre que enrollamos antes para asegurarnos que las vueltas no están montadas o muy próximas. Si vemos que dos vueltas están muy juntas, podemos hundir un poco una de ellas para separarlas. 

 
Empezaremos a separarlas con una hoja de la multiherramienta. 

 

En este caso, me ha venido muy bien la hoja dentada, pues en el extremo tiene una zona afilada y otra roma, con lo que podemos separar los alambres con la zona afilada y hundir o separar uno de ellos con la parte roma. 

Un ligero apriete final de los extremos que hemos retorcido garantizará que tenga cierta tensión. 

Es normal que tengamos que retirar una vuelta para lograr que haya suficiente alambre en los extremos como para poder retorcerlos entre sí. No pasa nada, aunque tampoco podemos confiarnos y retirar más, porque podría afectar al funcionamiento del secador.

Finalmente, doblamos la parte de alambre retorcido, pues no queremos que quede tieso ni que pueda tocar el resto de la resistencia o la carcasa del secador.


La reparación en sí está terminada. Podemos aprovechar para hacer un poco de limpieza, que puede haber pelusas e incluso pelos que hayan podido introducirse en el interior. Las aspas del ventilador suelen acumular un poco de polvo… Estos detalles harán que el secador no nos falle en breve por otro motivo diferente al que nos ocupa.

Y empezamos el montaje: metemos con cuidado el cono de cartón sobre la resistencia, montamos las piezas y cables del mango y cerramos el secador. El apriete ligero de los dos tornillos que retiramos al principio ya deja el secador listo para su uso.

Lo conectamos con cuidado y si lo hemos hecho bien y el secador no tiene ningún otro fallo que no hayamos visto, debería funcionar perfectamente. 

Es normal un ligero olor a quemado al principio por el hecho de haber tocado la resistencia con los dedos. Éstos suelen dejar una ligera película grasa que con el intenso calor se quema. Pero en cuanto volvamos a encenderlo, ni siquiera notaremos ningún olor inusual.

Un trabajo que se puede hacer en quince o veinte minutos y que nos ha permitido salvar nuestro viejo y querido secador de la basura y nos ha ahorrado el dinero para comprar un nuevo secador. 

Al menos no tendremos que hacerlo durante una buena temporada…. De hecho, esta es la segunda vez que hago esta reparación. Si os fijáis en las fotos, veréis que la resistencia ya está empalmada en otro punto… y la reparación la hice hace dos o tres años, lo que indica que hemos alargado bastante la vida de este secador. Y, a unas malas que se volviese a romper, siempre podemos conseguir una nueva resistencia de las mismas características y sustituir la vieja, que será más económico que comprar el secador nuevo. 




Estos pequeños electrodomésticos no suelen ser caros, pero con frecuencia, tampoco son muy duraderos. Éste ha demostrado que sí es de calidad y merece la pena conservarlo.

6 comentarios:

  1. Perdona por el comentario, pero desde que estás tan pesado con la "multiherramienta Leatherman" se hace mucho menos ameno leer tu blog. Supongo que hay que monetizar el blog, pero a mi ya me cansa.

    Yo hubiera agradecido un tratamiento más sincero de la publicidad. Que hubieras explicado que te subvenciona leatherman, y que, por ejemplo, te has propuesto el reto de reparar todo con esa herramienta solamente. Así estarías valorando más la inteligencia de tus lectores, me parece a mi.

    De todas formas, me sigue gustando tus reparaciones, eso si.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Julián:
      Verás, me encantan las Leatherman. Son un descubrimiento reciente y apasionante y me gusta emplearlas en todo lo que puedo.
      No es por dar publicidad, pero realmente siempre está a mano y permite gran cantidad de tareas.
      Ahora bien, si no tienes una multiherramienta, puedes hacer el mismo trabajo con un destornillador, alicate, cúter o lo que tengas a mano... Creo que lo importante es la idea de la reparación en sí. Las herramientas que cada uno use serán, en última instancia, las que disponga.

      Y como tú mismo me dices, te gustan mis reparaciones en sí, que es de lo que se trata... ¿No te parece?

      Sí te doy la razón en que llevo muchas entradas seguidas realizando tareas con multhierramientas. Procuraré publicar también entradas con herramientas "convencionales". Y así, todos contentos.
      En cualquier caso, gracias por el comentario, que sé que es una crítica constructiva y puede que much@s se sientan identificados con él aunque no "hayan dado la cara" y no lo digan abiertamente.
      Un saludo
      Un saludo

      Eliminar
  2. tengo un secador cepillo de pelo, conair, y no tiene tornillos para desmontar. . . . como lo haráis tu? gracias

    ResponderEliminar
  3. como puedo hacer de un secador como el que presentas para servirme del ventilador solamente, sin la resistencia
    es para sacar la semilla de la paja de la comida de los canarios
    gracias por ayudarme

    ResponderEliminar
  4. En donde puedo llevar s arreglar mi secadora

    ResponderEliminar
  5. Hola tengo un secador y la resistencia o el resorte por dentro va con un hilo este se corto al romper la resistencia hay que cambiarlo también o solo la resistencia

    ResponderEliminar

Si tenéis cualquier duda, sugerencia o consulta, por favor, hacedlo mediante la sección de comentarios. No respondo las consultas privadas. No usar los comentarios para hacer publicidad.