lunes, 3 de septiembre de 2012

Cajón desfondado. Cajón desarmado. reparar cajon. fondo de cajón hundido. Leatherman


REPARAR CAJON DESFONDADO:


Amig@s: Ya vimos cómo reparar un cajón al que se le habían roto las guías, impidiendo que se pudiese abrir y cerrar correctamente.

Ahora nos enfrentamos a otro desperfecto, un problema que debe ser bastante frecuente, pues la economía no da para comprar muebles de buena calidad y el tamaño de las casas, cada vez más reducido, obliga a sobrecargar los cajones:

Es un cajón de madera de aglomerado de no demasiada buena calidad y el fondo se le ha hundido. Al ser dos cajones, el superior roza con el inferior y el inferior con el mueble… un desastre.

Se ve que es un cajón destinado a meter cosas de poco peso y bulto y se le ha dado un trato para el que no estaba diseñado. Pero analicemos el problema.



Extraemos los cajones y enseguida vemos que la base es de tablé. Es un material blando que cede enseguida. Esta base está fijada en unas ranuras que hay a lo largo de las cuatro paredes del cajón. Por un lado, la base ha cedido y por otro la pared del fondo también ha cedido alabeándose y soltando el fondo.



No hay problema. Vamos a repararlo en poco tiempo y con muy pocas herramientas. Vamos a usar nuestra Leatherman.

Ya hemos usado esta multiherramienta en bastantes cosas.


Y este trabajo es perfecto… Casi que cuesta más trabajo hacerlo con otras herramientas por el trabajo de sacarlas, conectarlas… que coger nuestra Leatherman y en un ratito estará el trabajo hecho.


Bueno, a todo esto, voy a deciros lo que voy a hacer: voy a colocar un travesaño de pino en el centro de la base, donde más se alabea el tablé de ésta. Lo colocaré por abajo y así soportará todo el peso.


Para fijarlo, lo haré por la parte interna con unos ángulos metálicos de 6 tornillos cada uno. También podría haber puesto el doble de ángulos, pero creo que así ya va bien.


La ventaja de esto es que cuando abramos el cajón, sólo veremos los ángulos metálicos, al quedar el listón por la parte inferior. Y, además, la madera hace la función de mantener a la misma distancia los dos lados largos –frontal y fondo-, con lo que no se alabeará y así tampoco se podrá salir de su ranura el fondo.


Lo primero es cortar los listones para el refuerzo. El superior, que puede ser algo más grueso, lo he sacado de un palé para reciclar. El inferior, que no puede sobresalir nada, lo he sacado del retal que usé en otra entrada para reparar el aspirador.


Para cortarlo, podemos usar un serrucho, la sierra de calar… pero es poca cosa y voy a hacerlo con la sierra de la Leatherman. Lo cierto es que tiene muy buen corte y se realiza muy deprisa.


Por un lado hago un corte para escuadrar el listón y por el otro para cortar de largo y dejarlo a la medida.


Como no tenía muchas ganas de sacar herramientas, he usado como escuadra una de plástico de mis hijos. A veces no es preciso gran cantidad de costosas herramientas para solucionar la mayoría de problemas o desperfectos que surgen en casa.

Seguidamente, marcamos la mitad de los lados largos del cajón con un flexómetro. De no tener uno, podría habernos servido un cordel.

Y con esta medida, ya podemos poner los ángulos centrados en los lados frontal y trasero del cajón. Eso sí, tened en cuenta que el fondo de tablé ha de estar introducido en la ranura de los laterales para que el ángulo quede a la altura correcta.



Podemos marcar donde irán los agujeros con el punzón de la Leatherman. También puede servirnos un punzón normal o incluso un taladro con una broca fina…

Empezar los agujeros con una barrena de mano puede ser útil, aunque si usáis unos tirafondos no demasiado gruesos, no tendréis problema.



Ponemos los seis tornillos que fijan los dos ángulos a los laterales, sin apretar. Y pasamos a colocar el listón que hemos cortado en la parte trasera, buscando también el centro para que quede en su sitio.



Ya solo queda colocar los otros seis tornillos que atravesarán el tablé y se fijarán con fuerza al listón de pino, enderezando el tablé y manteniendo unidos el lateral trasero y el frontal entre sí.



Repetimos con el otro cajón y sólo queda colocarlos en el mueble.


Es un trabajo rápido y queda muy discreto. Y no ha perdido nada de su capacidad original. Una vez que tengamos el cajón en su sitio y con sus cosas, nadie sabrá que lo hemos reforzado.

.

14 comentarios:

  1. Justo tengo ese problemilla. Mira por donde he aqí la solución.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Je, je, je, pues sí, Carmen es un problema demasiado común, por desgracia. Pero ya podemos remediarlo. Yo, de hecho, voy a hacerlo con todos los cajones, aunque aún estén en buen estado. Más vale prevenir...
      Un saludo

      Eliminar
  2. Gracias a tus indicaciones logré poner al dia 3 cajones del mismo mueble. Eres un genio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias... es un placer haber podido ayudar.

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  4. ¡Hecho! Estaba incluso pensando en cambiar mi armario por este problema y encontré tu solución. Los cajones han quedado estupendos y sólidos, muchas gracias por tus consejos. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. buenos dias, hice unos cajones. pero la madera aglomerada de 4mm la corte 2cm mas corto. como le hago para arreglarla

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues mala solución le veo... En estos casos lo mejor es cortar de nuevo y dejar esos trozos guardados... que siempre se les podrá encontrar utilidad.
      Ciertamente, podrías cortar unas tiras de 2cm y añadirlas... pero sólo el trabajo de cortar las maderas, encolar con tubillones y demás, te va a suponer más trabajo que volver a cortarlas y el resultado será peor, tanto estética, como en resistencia.
      Un saludo

      Eliminar
  6. Hola mi problema es que la parte de los laterales son de plástico,el mismo tipo de plástico de las cortinas de enrollar que puedo hacer? Ya probe pegarlos y nada ha funcionado,gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues en tu caso... No veo más solución que rehacer el cajón con madera, colocando el frontal del viejo.Puede que el plástico esté polimerizado... O no sea demasiado resistente. En cualquier caso, si lo repararas, dudo que durase mucho. Mejor en este caso, trabajar un poco más y obtener un resultado duradero.
      Un saludo

      Eliminar
  7. Eso me pasa con una cómoda de Ikea,pero se salió casi de todo, está demasiado vencido el tabléxito, creo que tendré que cambiarlos y reforzar como tu. Veremos si puedo meterlos otra vez......

    ResponderEliminar

Si tenéis cualquier duda, sugerencia o consulta, por favor, hacedlo mediante la sección de comentarios. No respondo las consultas privadas. No usar los comentarios para hacer publicidad.