sábado, 27 de julio de 2013

Reparar parrilla eléctrica. arreglar parrilla. sandwichera rota. plancha estropeada. la sandwichera no calienta. Repair electric grill. fix grill. sandwich broken. broken iron. not heat the sandwich maker. Faites réparer gril électrique. fixer grill. Sandwich cassé. fer cassé. pas chauffer la machine à sandwich.



Reparar parrilla eléctrica


Amig@s: Hace ya bastante tiempo que tenemos en casa esta práctica parrilla eléctrica. 


Nos permite usarla como sandwichera “tamaño familiar”, o bien para hacer una deliciosa y sana comida a la plancha en la terraza, sin los molestos humos y olores que desprende la barbacoa de carbón. No olvidemos que el uso de barbacoas en terrazas puede ser objeto de sanción –y con todas la de la ley- si molesta a algún vecino. 

 

Pero dejemos a un lado los temas vecinales y legales y vamos al asunto... Esta parrilla, como decía, se puede usar abierta o cerrada. Abierta, permite asar cosas de fácil cocción o poco espesor, como gambas o langostinos. 

Cerrada, da calor suficiente para un buen entrecot, unas patatas o pimientos asados… Y, por supuesto, para ser usada como sandwichera, como indiqué antes.



Pero, justamente cuando hoy íbamos a preparar unos sandwiches de pollo, nos encontramos que la parrilla había muerto: se encendía el piloto, pero no se apagaba, ni se calentaban las chapas… mal asunto. Intentaremos repararlo de una forma sencilla y con lo que tenemos más a la mano: la multiherramienta
Por supuesto, podéis usar herramientas convencionales si no disponéis de este útil implemento.

Empezamos por retirar las placas o rejillas donde se colocan los alimentos a cocinar. 

Si tenéis otro modelo o marca, seguramente también tendrá este elemento extraible, ya que hay que limpiarlo religiosamente tras cada uso.

 

Seguidamente, vemos ya una serie de tornillos. Voy a empezar por retirar los que creo que fijan la chapa con la resistencia al cuerpo del aparato. 

 

Son cuatro tornillos y cada uno de ellos lleva una arandela grover, que garantiza que no se aflojen con el uso.


No es ningún desafío para el destornillador de estrella de nuestra supertool300 y en un minuto los hemos retirado. 

 

Apalancamos suavemente con el destornillador plano grande de la misma herramienta… y vemos que hemos acertado. Toda la placa se levanta ligeramente.
 

Miramos debajo, procurando no forzar, y ya apreciamos claramente el problema: uno de los cables está suelto.


Examinando las conexiones, vemos que los cables van unidos mediante clavijas a la resistencia, de modo que basta tirar, para liberar un par de ellos. Suficiente para tener mejor acceso. 

 

Igualmente, retiramos la clavija del cable que se ha soltado.


Pido disculpas por el estado general del electrodoméstico. Lo tenemos siempre en perfecto estado de limpieza, pero la zona de la resistencia no es bueno mojarla y de ahí que tenga algunos restos de suciedad.


Pero sigamos: con la ayuda del punzón, vamos abriendo las pestañas de la clavija. Mucho cuidado, que se nos puede escapar y hacernos una lesión. 


Con los alicates, podemos terminar de abrir los enganches. Ya tenemos esta parte preparada.

 

Pasamos al cable, que podemos sanearlo si es preciso con la cuchilla de la multiherramienta –o con un cúter, si no tenéis una Leatherman-. 

En mi caso, veo que el cable no está partido, sólo se había desprendido, y basta rasparlo ligeramente para que haga mejor contacto.


Ponemos el cable en el alojamiento de la clavija y apretamos las pestañas contra él con los alicates. 


Una vez más, apreciamos la fuerza y precisión de estos prácticos alicates. Finos como una pinza por la punta, pero fuertes. En unos instantes, volvemos a tener colocados los cables a las resistencias.


Ahora podríamos cerrar… pero un fallo que he cometido es que no he colocado correctamente la varilla que conecta el mando de temperatura a la resistencia o, mejor dicho, al termostato de la misma. 

De modo que si lo cerramos así, no podremos regular la temperatura de las placas.

 

Para ello, tenemos que desmontar la parte delantera donde está el botón de encendido y de regulación del termostato. Basta retirar unos pocos tornillos, levantar la tapa con el botón (el cual por cierto, conviene ponerlo previamente en uno de los topes: o máximo o apagado, para saber su posición a la hora de montarlo). 

Y conectar la pletina dentro de su ubicación, en el interior del botón que la acciona. 


 
Puede que no se aprecie bien en las fotos… Pero ,simplemente, hay que meter la chapita en el alojamiento que tiene la pieza que gira al accionar el botón de selección de temperatura. 

Ahora sí que podemos montar la placa de la resistencia y la del botón. Siempre procurando poner primero todos los tornillos y después darles a todos un ligero apriete.


La parrilla ha quedado como nueva. Montamos las placas…¡Y a disfrutarla!

Esta reparación ha llevado muy poco tiempo, ningún coste y ha salvado de la basura este práctico electrodoméstico… ¿Alguien da más?

3 comentarios:

  1. gracias por tu explicacion...! salvé mi sandwichera!!!!

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Este post me viene al pelo Carlos.

    Tengo el mismo grill que iba a jubilar porque no consigo asar carne, sólo recocerla. He pensado que si anulo el termostato o lo fijo a máxima potencia solventaría el problema. Ya lo he abierto, no he quitado las conexiones por lo que el acceso es difícil. Es posible hacer lo que quiero? Gracias por tu ayuda

    ResponderEliminar

Si tenéis cualquier duda, sugerencia o consulta, por favor, hacedlo mediante la sección de comentarios. No respondo las consultas privadas. No usar los comentarios para hacer publicidad.