viernes, 30 de abril de 2010

Reparar puerta metálica que roza. Puerta atascada. Cómo ajustar puerta de hierro


Puerta atascada

Amig@s: Otro interesante post, interesante y real, pues es un caso que le ha ocurrido a un pariente que recurrió a mí para solucionar el problema:


Se trata de la puerta de hierro de la salida a una azotea.

Es una puerta antigua y una casa antigua.

Ha funcionado bien mucho tiempo… hasta que ha dejado de hacerlo.


En efecto, a veces es casi imposible abrirla porque se queda atascada. Así que lo primero que haremos es evaluar la situación: por dónde roza, a qué puede deberse… y así podremos buscar una solución.


Veo enseguida que roza por la parte de arriba: por la zona del dintel y más bien por la parte central del marco.


Si fuese por un extremo u otro, podría ser por haberse roto o torcido una bisagra. Pero al ser por la parte central, ya podemos descartar las bisagras como posible problema.


En cualquier caso, midiendo la holgura que hay entre el pestillo y su hueco en el marco, podríamos ver si hay cabida de poner o quitar las anillas espaciadoras que hay en las bisagras.



Podemos jugar poniendo anillas más o menos gruesas para subir o bajar ligeramente la puerta con respecto al marco… De hecho, la solución más sencilla sería poner unas anillas más delgadas, con lo que la puerta bajaría ligeramente.



Pero vemos que no nos sirve esta solución porque precisamente, la puerta roza por la parte inferior del lado de las bisagras con el suelo…


Y, amig@s, ésta es la verdadera causa del problema: al rozar en esta zona, la puerta queda ligeramente elevada y es por eso por lo que roza por arriba.

De hecho, vemos que las bisagras no apoyan del todo en sus goznes y las anillas espaciadoras se pueden mover libremente, señal que no reciben presión alguna.


Lo más sencillo es tratar de eliminar cualquier resto de arena, piedrecitas o suciedad que pudiese haberse incrustado en el suelo, pero vemos que apenas sale nada, pues el problema es que con la humedad, el suelo debe haberse hinchado ligeramente en esa zona.


Como se trata justamente de un escalón, y en una esquina, es un poco problemático rebajarlo un poco…. Es más sencillo darle un repaso a la parte inferior de la puerta en la zona donde roza.


Así que sacamos la puerta de sus bisagras.



Para sacar una puerta relativamente pesada como ésta, que es de hierro y cristal, deberemos meter una palanca o algo que sirva como tal, como un cincel largo, cuya punta entre bajo la puerta y seguidamente se apoye en una madera u objeto sólido. Puede servir la cabeza de un martillo, un cincel…


Pisamos el extremo libre de la palanca y veremos que toda la puerta sube fácilmente liberándose de las bisagras ¡Ojo, que no os pille desprevenidos y se os caiga la puerta!

Para estas tareas, conviene que tengáis ayuda de alguien con cierta fuerza.



La colocáis con cuidado de forma que tengáis buen acceso a la parte inferior, con el lado de las bisagras hacia arriba y podéis proceder a comer un poco con una lima en la zona donde roza con el suelo…


Ya os digo que lo suyo sería rebajar el suelo, pero en ese sitio y con ese material es algo más complicado y tampoco es mucho lo que le sobra. Tampoco os recomiendo comer el sobrante con una radial, porque corremos el riesgo de desgastar mucho más material del necesario.


Ya solo queda montar la puerta… Pero no es lo más sencillo precisamente, porque es una puerta pesada y debemos colocar las bisagras bien alineadas y acertar lo antes posible porque normalmente, siempre hay alguna bisagra que hace contacto antes que las demás, y si apoyamos la puerta en esa bisagra, el pivote puede desalinearse un poco, haciendo prácticamente imposible la colocación de la puerta mientras no recupere la bisagra la posición inicial…


Siempre podemos ayudarnos de un destornillador para apalancar ligeramente un pivote con el fin de que recupere su posición.


Por supuesto, aprovecharemos para poner un poco de aceite en los goznes.


Y tenemos la puerta como el primer día: cierra y abre suave, silenciosa y ya no se atasca.


Y como podréis ver los/as seguidores/as habituales, hemos hecho algunas mejoras en el blog: He colocado un traductor al inicio para que el idioma ya no sea problema para hacer bricolaje casero.

Y he creado una cuenta en Facebook para que los lectores del blog puedan estar en contacto y dinamizar el blog.

Incluso he creado un grupo llamado LosbricoladoresdeCarlos en Facebook...¡Pero no dejéis por ello de apuntaros como seguidores en el blog!

6 comentarios:

  1. hola carlos! para que me despejaras una duda, este es el post mas parecido que encuentro, para mi pregunta. Tengo que colgar una puerta, que pesa aproximandamente 10 kg, la voy a poner sobre una pared, que solo cuenta con una rasilla, y va recibida con cemento. la pondre una madera( como si fuera el marco) y atornillare las 2 bisagras de piano a la madera,
    el marco, sera de un grosor de 2cm, le atornillare a la rasilla, por 4 puntos, con tacos a la pared y tornillos. mi pregunta es me aguantara el peso de la puerta? me da miedo que se rompan las rasillas, no lo veo consistente( la pared)) en parte pienso que el peso va sobre la madera, creo que se descolgara la puerta, tu crees que aguantara el pèso? gracias nuevamente,

    ResponderEliminar
  2. Hola Alicia: Bueno, para empezar no sé muy bien cómo es la puerta... Pero no parece demasiado pesada. Así que creo que aguantará perfectamente. Sin embargo, me llama la atención lo que me comentas del bastidor. Por lo que creo entender, sólo tiene bastidor por el lado de la bisagra. POr otra parte, me comentas qeu vas a poner dos bisagras de piano. Y en tercer lugar, me dices que sujetarás el listón-bastidor con tacos y tornillos...
    Me comentas el grueso del listón bastidor... pero no el ancho. Imagino que tendrá al menos 4 ó 5cm de ancho...De lo contrario sería una madera muy endeble para ese fin. De hecho, si puedes poner el listón más grueso o doble, mejor. Así reparte mejor la tensión.
    Lo de sujetar el listón con tacos y tirafondos... Bueno es una solución y puede quedar bien... Pero lo que se suele hacer es clavar unos clavos gruesos en la parte interna del bastidor, en la parte superior, inferior y media. Se hace un hueco en la pared de obra con el cincel y la machota para que entren los clavos. Se pone el bastidor (mejor con la puerta ya montada para que no se descuadre) y se toma con yeso la zona de los clavos en sus correspondientes huecos. Es un método de toda la vida y más rápido de lo que parece... Ahora bien, si te parece complicado, lo de los tirafondos y tacos puede servir, aunque no sé si dará tan buen resultado.
    Finalmente, me extraña lo de las bisagras de piano... ¿Por qué no usas tres o cuatro bisagras normales. SEguramente será más económico y te ahorrarás de poner un montón de tornillos. Aparte que quedará más estético. Una vez colocadas las bisagras, puedes marcar el contorno para vaciar un poco la madera bajo ellas en puerta y bastidor... quedará un trabajo profesional y bonito, y podrás sacar la puerta del bastidor sin necesidad de retirar un solo tornillo, cosa que no ocurriría con las bisagras de compás.

    En cualquier caso, no sería la primera puerta colocada en un muro de rasillas finas... Yo mismo tengo al menos dos puertas en casa montadas en tabiques finos. Si la obra está bien hecha, no debería haber problema alguno.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. es para un patio,para tapar el hueco d la escalera.he hecho una especie de bastidor.y encima he atornillado una chapa de 2mm d grosor.y la quiero poner en la pared mas fina,para no desacer el trabajo que hice.esa puerta le he puesto las bisagras.atornilladas,a un tablon ancho, de un palet,es fuerte y ancho,al que m servira de marco,para atornillarlo a la pared,que cuenta solo con una rasilla.y si cambiare el tipo de bisagra.si me dices que aguanta el peso,sin problemas.la colocare.obra no,es un patio comunitario.se entiende asi mejor? Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Comprendido... Si, como te dije, no creo que haya ningún problema para que aguante el peso. Y si no puedes meterte en obra, pues usa tacos y tirafondos. Tiene la ventaja que si quieres retirar la puerta con el bastidor, bastará retirar los tornillos y enmasillar los orificios.
      Ah, si has utilizado madera de palé... Ten cuidado, pues si está a la intemperie puede alabearse y combarse. Asegúrate que está bien curada y seca y si puedes darle varias manos de pintura para impermeabilizarla, mejor.
      Un saludo

      Eliminar
  4. Tengo una puerta de chapa tipo pegado y hierro, con el tiempo ha ido engordando y oxidado y no puedo abrirla. No tengo acceso por dentro tengo que abrirla desde fuera. Abre hacia adentro y la cerradura es de resbalón y pestillo. Que se puede hacer?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo le pondría aceite tipi 3 en 1 o wd40, metería un plástico rígido para mantener el resbalón abierto y tras dejar actuar el aceite, iría dando golpecitos con una maza de goma o martillo de nylon. A medida que se vaya abriendo, añadiría más aceite el los sitios con mas óxido.

      Eliminar

Si tenéis cualquier duda, sugerencia o consulta, por favor, hacedlo mediante la sección de comentarios. No respondo las consultas privadas. No usar los comentarios para hacer publicidad.